Recetas tradicionales

Caída del arándano

Caída del arándano

¡Caída del arándano! Postre clásico de Nueva Inglaterra, hecho en la estufa con arándanos y albóndigas al vapor. ¡Excelente manera de combatir el calor!

Crédito de fotografía: Elise Bauer

Cuando llega la temporada de arándanos, todos los pensamientos (al menos en mi casa) se vuelven pasteles o zapatero. Excepto cuando hace tanto calor afuera, el asfalto se derrite y lo último que quieres hacer es encender el horno.

¡Ingrese al clásico de Nueva Inglaterra: Blueberry Slump! (o Blueberry Grunt si eres de algunas partes)

Un hundimiento se realiza completamente en la estufa, sin necesidad de calentar la cocina con su horno. En una olla ponga arándanos, limón, canela, nuez moscada y azúcar, que calienta hasta que las bayas burbujeen.

Encima de esa lava caliente de arándanos, dejas caer la masa de bola de masa y cubre la olla. El vapor cuece suavemente las albóndigas hasta obtener nubes esponjosas y tiernas de bizcocho. No es necesario dorar las albóndigas, son perfectas tal como están.

Sirva con una generosa ración de helado de vainilla que convenientemente comenzará a derretirse tan pronto como toque las bayas calientes, creando su propia salsa cremosa de arándanos.

Mi padre sueña con este postre y me sigue insinuando que haga más. Creo que a ti también te gustará.

Receta de caída de arándanos

Ingredientes

Albóndigas:

  • 1 taza de harina para todo uso
  • 1 1/2 cucharaditas de levadura en polvo
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 2 cucharadas de azúcar
  • 2 cucharadas de mantequilla
  • 1/3 taza de leche

Arándanos:

  • 4 tazas de arándanos frescos o congelados
  • 1/2 taza de azucar
  • 1 cucharadita de canela en polvo
  • 1/4 de cucharadita de nuez moscada molida
  • 1 1/2 cucharaditas de jugo de limón
  • 1 cucharadita de ralladura de limón
  • 1/3 taza de agua
  • Helado de vainilla o nata para servir

Método

1 Prepara las albóndigas: En un tazón mediano, mezcle la harina, el polvo de hornear, el azúcar y la sal.

Corta la mantequilla en cubos pequeños y usa tus manos limpias para incorporar los trozos de mantequilla a la harina hasta que la mezcla parezca una comida gruesa.

Hacer un hueco en el centro y agregar la leche. Mezcle con un tenedor o una cuchara de madera hasta que la masa se una. Forme una bola. Debería ser bastante peludo. No lo amases ni lo trabajes demasiado o las bolas de masa quedarán duras.

2 Calentar los arándanos: Coloque los arándanos, el azúcar, la canela, la nuez moscada, el jugo de limón, la ralladura de limón y el agua en una cacerola mediana (2 cuartos). Revuelva para que las bayas estén bien cubiertas con todo. Calentar a fuego alto hasta que las bayas empiecen a hervir.

3 Agrega las albóndigas: Cuando la mezcla de arándanos esté hirviendo, retire los grumos de masa de bola de masa y colóquelos encima de las bayas. Debe tener suficiente masa para 6 bolas de masa, por lo tanto, reparta en consecuencia.

4 Tape y cocine: Tape la sartén y baje el fuego para mantener un fuego lento. Cocine por 25 minutos.

¡No se destape para echar un vistazo a las albóndigas mientras cocina! Las albóndigas necesitan el vapor constante y la presión de estar cubiertas para cocinarse correctamente, de modo que estén ligeras y esponjosas.

5 porciones: Distribuya en tazones individuales y cubra con helado de vainilla o crema batida.

¡Hola! Todas las fotos y el contenido están protegidos por derechos de autor. No utilice nuestras fotos sin permiso previo por escrito. ¡Gracias!


Ver el vídeo: MATRIZ CAIDA Y OVARIOSMASAJE TRADICIONAL MEXICANO (Diciembre 2021).